En esta ultima parte te enseñare mas sobre los puntos que hemos estado hablando en los dos artículos anteriores, así que presta mucha atención para que los apliques en tu vida diaria.
Como sabes cuales son las razones que te  molestan, las que quieres  cambiar para mejorar  tu como mujer y segundo como esposa y madre, debes entender que tienes que empezar a hacer cambios en tu vida, si tu seras la que empezara a cambiar porque SI TU QUIERES VER CAMBIOS EN TU VIDA Y EN TU MATRIMONIO DEBES DAR EL EJEMPLO Y TIENES QUE COMENZAR POR TI, de lo contrario jamas cambiara nada en tu vida y matrimonio y lo mas probable es que este no termine en una crisis matrimonial sino en un divorcio.
Te estarías preguntando como haces esos cambios? ya que no tienes idea de como empezar a implementarlos en tu vida diaria; sencillo, empieza por hacer pequeños cambios de tal manera que tu esposo e hijos lo vayan notando, ejemplo: Si se trata de tu autoestima, vas a sacar un tiempo el fin de semana, solo para ti, si escuchaste bien, en ese tiempo vas a realizarte una sesión de belleza, que puede ser  una expoliación en todo tu cuerpo, si no tienes el dinero para comprar el producto puedes hacerla tu misma de la siguiente manera: exprimes el jugo de 2 a 3 naranjas y la revuelves con azucar morena, lo aplicas en toda tu piel y haces movimientos circulares, te garantizo que cuando la retires tu piel estara tersa, muy suave, en tu rostro puedes hacer una mascarilla con avena en hojuelas, leche y miel, te ayudara en la exfoliacion y la hidratacion de tu cara, en tu cabello también puedes aplicar una mascarilla casera o en su defecto, una que vendan en la drogueria por sobres, busca una manicurista que te cobre económico, empieza una dieta balanceada donde tus alimentos los consumas asados, sudados o al vapor, evitando excesos de harinas y azucares y grasas, preferiblemente consume ensaladas y jugos naturales, si necesitas endulzar hazlo con estevia que es una planta de sabor dulce y cero calorías, empieza si quiera a caminar 15 minutos por tu vecindario unas 3 veces por semana e incluye a tus niños en ellas, veras como todos se pueden divertir en familia,  te darás cuenta que estos simples pasos, te ayudaran a subir tu autoestima poco a poco implementaras otros hábitos mas, ya que te veras y sentirás mas delgada, hermosa y segura de ti misma.

En tu relación con tu esposo, un sábado por la tarde pidele el favor a tu madre o hermana que te cuiden los niños, de esta manera pasaran un tiempo juntos íntimamente sin preocupaciones ni interrupciones, sino tienen dinero para salir a divertirse, háganlo en la casa, tu podrías preparar una cena romántica,unas copas de vino, una música agradable y lo demás a tu imaginación creerme, es un buen afrodisíaco, revitalizaras tu relación conyugal ademas que es un buen momentos para expresarle tus sentimientos no haciéndolo sentirse culpable, todo lo contrario demostrándole todo tu amor incondicional, esto los ayudara muchísimo ya que esta demostrado que cuando hacemos el amor, liberamos unas proteínas llamadas endorfinas las cuales producen sedacion en el sistema nervioso, calma la ansiedad y dan una agradable sensación de bienestar, si tu sigues buscando la manera de tener mas momentos como estos al lado de tu cónyuge, te garantizo que la comunicación con tu esposo mejorara notablemente, no se trata de sexo solamente, se trata de unirse mas como pareja y de pensar los dos como van a solucionar todos los inconvenientes que se vayan presentando, ya que cuando refuerzas tu matrimonio igualmente estaras reforzando los lazos de amor y responsabilidad que deben existir en una relación, lo importante es entender que cuando se avecine una dificultad, si están unidos y comprometidos con su matrimonio y familia cualquier problema con motivación y determinación lo podrán solucionar.
Respecto a tus niños, deben hacer actividades en las cuales los incluyan, como lo es ir al supermercado, hacer un picni, llevarlos de paseo a algún lugar que no les cuesta tanto, ya que se trata de ahorrar dinero, lo mas importante es dedicarles un tiempo que sea solo para ellos, así como el tuyo con tu pareja.