¿Alguna vez te has preguntado, porque te dices frases o palabras que maltratan tu persona, tu conyuge y hogar? Frases como: ¿no sirvo o no sirves para nada? ¿porque siempre me o nos sucede esto o aquello? ¿es que siempre la embarro? Analiza que no son las circunstancias, las que determinan nuestra personalidad, es nuestra actitud con nuestros pensamientos frente a los problemas que se nos presentan diariamente.
¿Como reaccionamos ante una experiencia que nos produce molestia e incomodida? Esto depende principalmente de nuestro exterior, de las crencias que con los pensamientos vamos instalando en nuestra mente subconsciente, creencias que ratifican y van conformando nuestra identidad, atravez de la influencia de nuestros padres, amigos, vecinos y de todo el entorno donde nos movemos, de hecho este juega un papel muy importante en nuestra vida, condicionandonos a pensar, hablar y actuar de X manera, la cual sera la que determinara nuestra identidad en nuestra vida personal, conyugal, familiar y en todad las areas que como individuos debemos desarrollar.
Por eso debes aprender a ser consciente de ti mismo, a calmar tu espiritu cuando esta agitado, empieza a observarte, a examinar la manera en que hablas y te expresas, cuales son las sensaciones que provocan en ti, sensaciones de bienestar o por el contrario de irritabilidad, de enojo, de fastidio. Ten presente que segun sea el ambiente y las personas con las que te rodees, por lo general asi sera la forma en que actuaras, asi seran tus habitos o tu comportamiento.
De hecho estos seran en definitiva los que marcaran una enorme diferencia, entre tener una buena vida matrimonial y familiar, donde predomine el amor, la comprension, la paciencia, la ternura y muchos otros dones y talentos que obtenemos desde el nacimiento, dones que lastimosamente en muchas vidas y matrimonios casi no se ven, debido a que se encuentran adormecidos por la falta de desarrollarlos en sus vidas precisamente por el entorno en que las personas se educaron, trayendo consigo una vida personal y familiar amargada e infeliz, sin esperanza de un mejor mañana.
Por esta razon recuerda que tu y solamente tu, tienes el poder de cambiar tu vida y contribuir al mejoramiento de tu matrimonio y familia, eliminando comportamientos y actitudes negativas que no te sirven para nada, si sigues viviendo como hasta ahora lo has hecho ( entendiendo que llevas una vida conyugal y familiar para nada satisfecha) vas a seguir perpetuando esta situacion; situacion que no le favorece a ningun integrante de la familia, puesto que con tu actitud, asesinaras tu matrimonio y tus hijos quedaran expuestos a entrar al mismo expiral, del cual muy dificilmente podran salir, repitiendo los mismos patrones de comportamientos que vieron de sus padres, en sus futuras relaciones.
La unica manera de darle un giro positivo a tu vida, relacion conyugal y familiar, es volviendote consciente, si escuchaste bien vuelvete consciente de que es lo que no te gusta de tu vida, matrimonio y hogar, que es lo que tienes que cambiar, escribelo y di a tu mente que de eso nunca jamas quieres mas y vuelve a escribir que es lo que si quieres cambiar y enfocate en los si quiero, veras que con el tiempo y paciencia, tus creencias las iras transformando poco a poco, hasta llegar a cambiar tu conducta y creeme que cuando cambies tu, tu familia lo notara y ellos sin aparentemente ningun esfuerzo tambien lo haran, termino repitiendo las frases celebres de Henry David De Thoreau: Si una persona, avanza confiadamente hacia su sueño, para vivir la vida que se ha imaginado, se encontrara con el exito cuando menos lo espera.