Evidentemente siempre que tenemos un conflicto con nuestra pareja creemos erróneamente que la culpa es de nuestro cónyuge, pensamos y decimos cosas como: es que el o ella fue el que comenzó, es que es el o ella es muy impulsivo, es que mi pareja siempre pierde el control, etc. Van y vienen una cantidad de justificaciones del porque somos nosotros las victimas de los atropellos de nuestro cónyuge; sin embargo debemos examinar cual ha sido nuestro comportamiento con nuestra pareja, en este post quiero compartir contigo porque siempre estamos buscando un culpable ( nuestra pareja) y como revertir este arquetipo.

Te has dado cuenta que cuando repetidamente disgustamos con nuestra pareja buscamos excusas para demostrar que nuestro cónyuge es el que esta en el error, es el o ella el de la equivocación, no nos gusta admitir que también nosotros estamos directamente relacionados con la crisis de pareja que se origino y es obvio que esto suceda ya que como seres humanos siempre queremos tener la razón, pero se nos olvida que aquí lo importante no es encontrar un culpable, nada que ver porque si así lo fuera hemos pecado por acción y omisión; claro que si.

¿Porque te digo esto? porque sencillamente es verdad, míralo de esta forma: si hay una hostilidad con tu cónyuge y te enfrentas a el o ella discutiendo, gritando y ofendiéndose a mas no poder, estas faltando a tus votos de enriquecer tu relación de pareja y esto no tiene nada que ver con que hayas firmado un acuerdo o no y por lo contrario si percibes que algo anda mal en tu relación de pareja, te quedas callado (a) y no haces nada por remediarlo también estas en un grave error, créeme cuando te digo esto.

Por eso quiero ayudarte dándote estos 3 estupendos consejos que si los aplicas diariamente, mejoraras notablemente tu relación conyugal, veamos:

1) Haz un cambio internamente: Si, así como lo estas leyendo, el cambio no viene de afuera; el cambio es interno, enfocate en crear tu relación de pareja, tal como la deseas  ver en la vida real; visualiza esas condiciones en las que te ves junto a tu cónyuge en amor, paz, armonía, veraz que pronto todo lo que deseas en tu relación de pareja empieza a manifestarse ya que tu mente la estas condicionando para que piense, siente y actúa a favor de tu relación de pareja.

2) Deja el orgullo y se humilde: No seas de esos cónyuges que se quedan paralizados ante la evidente crisis de pareja que están viviendo, toma acción pero eso si en favor de tu relación de pareja, deja la arrogancia que no te va a servir para nada cuando veas partir a tu cónyuge sin poder hacer nada, recuerda el viejo adagio que dice: nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde.

3) Ponle chispa a tu vida matrimonial:Uno de los grandes errores que cometen las pareja, es olvidarse de estar avivando la pasión, se dejan llevar por los quehaceres del día como lo son los hijos, la escuela, los prestamos, etc; cuando termina el día, uno o ambos cónyuges están tan cansados que se olvidan de cuidar su relación de pareja y es ahí cuando vienen las temidas crisis matrimoniales que muchas veces terminan en infidelidades.

Bien espero sinceramente que tengas en cuenta estos 3 consejos, te reto a que lo hagas veras como mejora día a día tu relación de pareja, te lo aseguro; si quieres puedes dejarme un comentario.